Limpiar el río Ganges con ayuda de IoT


Por: Jerry Lee, Director de Mercadotecnia de Producto, Plataforma de Datos y IoT en Microsoft.

Desde las montañas del Himalaya hasta la Bahía de Bengala, el Ganges ha sido el río sagrado de la India por siglos. Personificado como la diosa Gaṅgā, este río es alabado por los hindús quienes honran a sus parientes fallecidos al lanzar sus cenizas en esas aguas, y quienes creen que bañarse en él causa el indulto de los pecados y liberación dentro el ciclo de la vida y la muerte.

Con una distancia cercana a las 1,600 millas, el Ganges también es una potencia económica y un sustento vital para el país. El río provee agua al 40 por ciento de la población de India en 11 estados, lo que equivale a 700 millones de personas. Es el hogar de mínimo 150 especies marinas de animales, irriga a más de 140 millones de acres de tierras arables sólo en la cuenca, y apoya a casi el 54 por ciento del producto interno bruto.

Pero por décadas, el Ganges ha estado en peligro. Ciudades y poblaciones en su camino se han expandido de manera importante y demandan más del río mientras una creciente amenaza de residuos urbanos le es enviada. Con el uso diario por parte de los ciudadanos, el Ganges es contaminado con todo tipo de contaminantes – desde botellas de plástico a aguas negaras o desechos industriales e incluso restos humanos. La escorrentía agrícola también es alta, mientras más represas y un cada vez más árido ambiente disminuyen la renovación del flujo de agua fresca del río.

En un esfuerzo por darle un giro a esta situación, hace tres años el gobierno de India creó un nuevo ministerio y un estatuto para restaurar, gestionar y monitorear el Ganges. El Consejo de Control de Contaminación Central (CPCB) ha recibido la retadora tarea de no sólo limpiar el antiguo río sino también monitorear los niveles de calidad del agua para reforzar los requerimientos para cada estado del país que abarca el cauce.

Para combatir la contaminación y restaurar el balance del Ganges, el CPCB se ha dirigido hacia IoT. Como parte de la iniciativa Digital India, el gobierno ha trabajado con el ISV TechSpan Engineering para implementar un sistema de monitoreo diseñado en la plataforma de Azure IoT, el cual utiliza sensores provistos por la firma austriaca s::can.

En la imagen podemos ver los números detrás de la devastadora contaminación del Río Ganges. Imagen cortesía del World Bank Group

EnLite, la aplicación para monitoreo de la calidad del agua por parte de TechSpan y el portal HydroQ+, fue personalizada para el proyecto. Con ayuda del poder de la nube, IoT y Big Data, la solución aprovecha los robustos sensores de s::can que ya están en uso por CPCB para brindar mediciones a través de 17 parámetros – desde niveles de cloruro y fluoruro a temperatura y color.

Para llevar todo el poder de la nube y el manejo de datos en Azure a la solución, TechSpan utiliza las capacidades de Azure IoT, como Azure Stream Anaytics, en conjunto con SQL Server, la integración de almacenaje para tablas y blogs, y mucho más.

La solución ahora incluye 36 estaciones de monitoreo, esparcidas a través de 2,500 kilómetros y abarcan cuatro estados de la India. Cada 15 minutos, las estaciones envían datos al Hub de Azure IoT y capturan mediciones en tiempo real de la calidad del agua. Para las próximas semanas, el consejo planea lanzar 24 estaciones más, con una meta eventual de 200.

Los datos son utilizados de manera inicial para reforzar las políticas ambientales que se aplican en los estados del país con costas en el río. El enfoque consta de resolver un antiguo problema político en torno al cumplimiento, donde los estados se han culpado entre ellos por la contaminación.

A través de la información capturada en tiempo real, el CPCB puede ver con claridad las áreas del río que experimentan la mayor cantidad de contaminación, así como los tipos de contaminación que se presentan en cada estación de monitoreo. Los estados cuyos niveles de agua rebasen los límites establecidos, enfrentarán fuertes multas u otros incentivos para cumplir con las regulaciones sobre la calidad del agua.

A lo largo de este camino, el gobierno de la India ha recolectado una amplia cantidad de datos con relación a las tendencias de contaminación, fuentes, composiciones químicas y más. Mientras que el consejo continúa con el diseño de capacidades para la recolección de datos, la precisión del sistema y efectividad pueden mejorar, a través de analítica, aprendizaje automático y soluciones basados en bots, para activar el potencial y alcanzar una meta a largo plazo en la lucha contra la contaminación del Ganges y más allá.

Con esa meta en mente, la solución basada en Azure por parte de TechSpan ya está disponible para s::can, la firma austriaca ha comenzado a ofrecer tecnología en todo el mundo para que otras compañías puedan beneficiarse de la innovación que ya está en las costas del Ganges.

Todo esto forma parte de la manera en las que estas casi ilimitadas adaptaciones de IoT pueden ser utilizadas para superar los obstáculos más complejos del mundo. Hace algunos años pudo parecer que monitorear la salud del ecosistema de un río a través de cientos de millas era una tarea imposible, pero hoy el Internet de las Cosas ha creado una manera práctica para que las naciones se preocupen por estos recursos irremplazables.

Skip to main content